dimarts, 29 de maig de 2012

Las cerezas


Porque fue en una de aquellas tardes de una primavera tardía cuando me dejé la infancia olvidada en la foto fija de un recuerdo amarillento. Aquellos días serán ya para siempre un camino bordeado de plataneros al atardecer y el sabor ácido y dulce de las cerezas.

12 comentaris:

  1. Saps aquella frase que diu "lo bueno, cuanto breve, dos veces bueno" ? Doncs així veig avui el teu post. Senzill, breu i... preciós. Ple d'imatges. Petons, guapa

    ResponElimina
    Respostes
    1. Hola, Marina:
      El texto original era algo más extenso, pero pensé que quedaba excesivamente nostálgico y no era cuestión de amargarle el día a nadie. Así que opté por pasar la tijera y podar.
      Saludos desde Waterbridge.

      -Andy-

      Elimina
  2. Aquellos días, al menos para mí, quedaron bien lejanos.

    Petó

    ResponElimina
    Respostes
    1. También lo son para mí, no creas. Pero guardo como un tesoro todos esos recuerdos.
      Saludos desde Waterbridge.

      -Andy-

      Elimina
  3. Però sempre seran bons records que ens acompanyaran a tot arreu!
    Com m'agrdaen les cireres!
    Petons

    ResponElimina
    Respostes
    1. Las cerezas son la excusa. Saludos desde Waterbridge.

      -Andy-

      Elimina
  4. Respostes
    1. Me alegro que lo sepas apreciar. Saludos.
      -Andy-

      Elimina
  5. Muy bonito lo que has escrito. Breve pero muy emotivo. Que paséis buen día.

    ResponElimina
    Respostes
    1. Gracias, Cósima. Eres muy amable. Saludos.

      -Andy-

      Elimina
  6. Aquesta setmana entre tots farem un homenatge a les cireres. Que bonic el vostre escrit!
    Nani

    ResponElimina
    Respostes
    1. Es que es tiempo de cerezas. Muchas gracias, Nani.
      Saludos desde Waterbridge.

      -Andy-

      Elimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...